Restaurante Bache, esencias gaditanas en Madrid

Ficha de mi experiencia en Restaurante BACHE

BACHE
Nº de personas Pedido Tiempo de espera Precio Lo mejor Lo peor Nota Extras
3
  • Ensaladilla de Carabineros con emulsión de sus cabezas
  • Huevos Campo con Camarones sobre papa con chorizo, polvo nori y torrezno
  • Croquetas de Puchero
  • Caballa Brasa con quinoa y piriñaca
  • Milhojas de crema y frambuesas
7 min entre plato y plato 22€/pers. Es diferente / 10 Aperitivo

 

1. De entrantes

A mi me encanta abrir boca antes de cenar y esto era un no parar de aperitivos. Bueno, tanto como eso no, pero ya es más que en muchos otros sitios. Y además si es algo único, sabe mejor. Unas aceitunas nunca fallan y a continuación, nos deleitaron con yuca con crema de boniato, que estaba simplemente, excelente. No soy fan de estos alimentos por separado, y sin embargo, la combinación me encantó.
Aperitivo, Bache restaurante

    • Ensaladilla de Carabineros con emulsión de sus cabezas : (9,5€) bien sabe mi madre que hará unos tres años que soy una apasionada de las ensaladillas,
      antes no me gustaba el concepto y ahora lo devoro. Cuanto más originales mejor y esta es una auténtica delicia. El carabinero está presente y es que no sé puede pedir más.

Ensaladilla de carabineros, Bache restaurante

    • Huevos Campo con Camarones sobre papa con chorizo, polvo nori y torrezno : (12€) cuando era pequeña, el camarón me parecía el tipo de gamba más ridículo que podía existir, ¿o no? En plan, ¿y eso a quién alimenta? Sim embargo, es el toque final de estas patatas revolconas con chorizo que hace de ellas una versión mejorada y el resultado es delicioso.

Huevos, Restaurante Bache Madrid

    • Croquetas de Puchero (6 uds) : (8€) mi abuela se enfadaría si leyera esto pero como la mujer no es mucho de ordenadores, lo digo abiertamente. Estas croquetas son infinitamente mejores que todas las que he probado a lo largo de mi vida. Son cremosas y el sabor es brutalmente intenso. El camarero repartió enseguida las croquetas por cabeza, así que no hay foto.

Croquetas, Bache restaurante

    • Caballa Brasa con quinoa y piriñaca: (11€) como este me comería cinco más. Me encanta la textura de la quinoa en boca y con ese picadillo está exquisita.

Caballa, Bache restaurante

2. De postre

  • Milhojas de crema y frambuesas:(6€) está riquísimo y las cantidades de cada ingrediente son las acertadas. Eso de al lado que al principio miras extrañado es espuma de albahaca y hay que tomarlo todo junto para un sabor óptimo.

Milhojas, Bache restaurante

Conclusión

Volvería todos los días y me comería las croquetas como pipas. Me parece un restaurante con aire fresco e innovador y una carta muy original. Es variada y todo suena espectacularmente bien. Lo que hacen está bien elaborado y se permiten sorprenderte con alguna que otra cosa fuera de carta. Cada plato tiene un detalle que te hará pensar: “uy, ¿y esto?, lo que provoca en ti que quieras volver al día siguiente para matar esa maldita intriga.
La mayor sorpresa es el precio, que yo no sé como no pide oro a cambio de esas delicias. Mención especial al chef Ale Alcántara, que enamora con sus platos, o al menos a mi me ha dejado loquita. Su trayectoria es impoluta y que ponga su arte al alcance de todos es sencillamente fantástico. Además, da gusto que los camareros sepan lo que sirven. Cada plato viene acompañado de una amable descripción que te hará babear al instante.
Contacto:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *